Sunday, March 06, 2011

DILEMA

Este fin de semana entre en un dilema de carácter sociomoral.

Como ya les había dicho, mas pronto que tarde estaría trabajando de nuevo con los niños del hospital, así pues este fin de semana regrese a registrarme para volver a participar como cuenta cuentos o apoyando a las actividades lúdicas del pabellón de niños con cáncer, en eso estaba cuando la coordinadora de este tipo de actividades me comento que si no me gustaría, en lugar de trabajar con niños, trabajar con ancianitos. la verdad es que no lo había pensado antes, sin embargo antes de decidir volver a trabajar con niños, detuve mi mano y puse a trabajar mi cabezota.

Salieron consideraciones tales si como los niños tiene mas esperanza de vida y los ancianos ya van en una sola dirección, como dicen en casa, -unos están en desarrollo y los otros ya van para el hoyo-, también pensé en que los ancianos muchas veces ya no tienen quien se encargue de ellos, en tanto que los niños por su solo carácter de niños suelen tener muchas mas gente pendiente de ellos, en tanto que de los ancianos siempre esperamos que alguien esta obligado a hacerse cargo de ellos, léase sus hijos o sus nietos, pero en la realidad esto no es así.

Otra parte del tema es que ya me di cuenta que si llego a vincularme emocionalmente, no voy a repetir la historia de lo que paso la ultima vez, pero con base en esa experiencia se que me resultaría (tal vez) mas doloroso en su momento trabara con gente mayor…así que de momento sigo pensando en donde podré ser de mar ayuda….me di una semana para acabar de discernir y decidir, se que es una decisión muy personal, pero vale que si comparto es porque si me hace falta escuchar opiniones, así que ¿ustedes que harían?

32 comments:

Diego Tejada Gamboa said...

Yo he trabajado con niños y personas mayores en riesgo social, es muy duro y dificil no involucrarse, pero piensalo de la manera más fácil, a los niños ayudarás con su imaginación, y los ancianos te agradecerán ese momento donde los libres de la realidad. Eso si, nunca les leas un poema o un relato mío, de seguro los deprimes, jajaja

Un abrazo y saludos.-

I´m Zilly said...

Yo podría hablarte de mi experiencia por que estoy en una investigación en la universidad sobre que es lo que lleva a las personas a envejecer exitosa mente, puedo nombrarte N cantidad de casos en los cuales hay gratas sorpresas como aquella señora que me regaló dulces, o por el contrario consternación por aquél señor que está ahora internado.

No es solo decidir si niños o adultos mayores, a veces las circunstancias nos eligen y pues en algunos casos el tener corazón de pollo no ayuda tanto por aquello de encariñarse; aunque por otro lado poder brindar calorcito, una sonrisa amable y por que no un rato para escuchar aquellas innumerables historias de revolución, de amor, etc de antes puede darnos muchas lecciones de vida.

Yo diría que te des una oportunidad, pero pues al final la decisión es tuya :D

Saludos y espero que nos cuentes que paso :D

DvD said...

Así pasa u__u
Yo digo que con niños, es más difícil encariñarse de ellos... tal vez es porque no me gustan los niños, jaja.
Pues piénsalo, piensa a quien te gustaría ayudar más, ve los pro's y los contras.



Saludos

tnf25 said...

Diego Tejada: hablando de leer te debo el pase por tu pagina , pero ya me veras por ahí pronto, hay días que el trabajo no deja..bueno , pues es que si que se pone difícil el decidir, pero la idea es ayudar..saludos!

tnf25 said...

I”m Zilly: Cierto, ya me lo habías comentado en un post anterior..pues tal vez sea momento de dar un cambio, puede ser que me incline por los mayores…saludos!

tnf25 said...

Dv D: pues en eso de pros y contras andos , pero créeme , no es como nada mas eso lo que hay que considerar..bueno , ya les diré como va eso…saludos!

Observatorio Gay Granatense said...

Dudo mucho que te pueda ayudar porque en mi caso la respuesta no es objetiva, ya que mi tolerancia y paciencia con los niños es "cero patatero" (por eso quizás soy gay, el Señor ya me quitó la carga de la descendencia al saber que no sería un buen padre, jejejeje), sin embargo con las personas mayores (a pesar de que a veces son incluso más caprichosas que los niños pequeños) tengo una paciencia infinita, en mi caso la decisión está clara.... Échalo a suertes si tu corazón está dividido a partes iguales entre las dos opciones...

Z said...

Pues hombre, todo tiene sus pros y sus contras, y eres tú mejor que nadie quien puede calibrar si ago te va a aportar o a exigir más que lo otro. En general los niños son más frescos y si les caes bien más divertidos. Pero también se dice que cuando un anciano fallece una biblioteca cierra sus puertas, así que me abstengo de aconsejarte, jajaja. Sea lo que sea, lo importante es que le dibujes una sonrisa a aquellos con quienes estás ese breve tiempo, no?

juan rafael said...

Yo elegiría niños, ¡cuántas más experiencias positivas tengan mejor!, los mayores ya han tenido tiempo de tenerlas, aunque no digo que les hagan falta más.

tnf25 said...

Observatorio Gay Granatense: je, ve lo curioso es que aunque no ando buscando ser padre a mi el instinto paternal se me da de lo mejor, pero también se que seria un buen reto el tratar con los ancianitos, así que tal vez sea momento un poco de voltear hacia ese lado, pero nada esta dicho aun del todo, saludo enorme para ti!

tnf25 said...

Z: Creo que mi inclinación hacia los niños es justo esa, que en ellos siembras cosas que pueden llegar a florecer, no por eso quiere decir que los viejos no sean tierra fértil aun, pero como dices son inmensas bibliotecas de las que uno puede aprender…..gracias por esa reflexión. Un abrazo.

tnf25 said...

Juan Rafael: pues es que experiencias positivas a todos nos hacen falta, eso que ni que; ahora bien que no se si de pronto ya en una edad avanzada veas esas ultimas experiencias y las aprecien mas..aagh! no se aun..bueno , gracias por pasar y comentar.

la MaLquEridA said...

Yo preferiría trabajar con niños, he tenido experiencias con personas mayores y creo que en lugar de ayudarlas, sería todo lo contrario.



Un beso Toño.

Anonymous said...

Pues yo te diria que ya haz trabajado con peques antes y aunque las experiencias con personas mayores no han sido del todo buenas, esta puede ser una oportunidad que te da la vida para que te quites de encima el tabu de trabajar con ancianos. Ciertamente tienen mucho que contar, muchas experiencias y tu con tu caracter y tu forma de ser vas a darles la oportunidad de tener otra perspectiva del mundo y de las cosas como son hoy en dia. Ademas puede enriquecerte a ti. No es que por ser viejos ya no entiendan.. Esto paso por algo!!! piensalo.
Un abrazo desde colombia.
Anonimous.

tnf25 said...

La Malquerida: pues si, los niños son muy especiales y tal vez se me hace mas fácil conectar con ellos, digo, ya he trabajado con ellos…pero no se , justo ahora se me despierta la curiosidad de trabajar con ancianos..

tnf25 said...

Anonymous: Fíjate que si lo pienso, tal vez sea hora de abordar el otro extremo del barco. Saludos!!

Carlobito said...

Yo pienso que con niños, los ancianos necesitan compañía, pero los niños necesitan tantas cosas, que me es imposible nombrarlas todas.

Es verdad que los ancianos pueden enseñarte cosas, contante historias interesantes, pero supongo que tu intensión es ayudar sin pensar tanto en el provecho recibido.

De todos modos, cualquier cosas que decidas es positiva, eres una persona muy admirable.

Saludos.

Gus Zuppa said...

Recordé invariablemente lo que me decía mi madre desde que era pequeño... me decía que cuando ella fuera una mujer anciana sería algo muy parecido a cuando yo era un bebé. Ella me daba todos los cuidados que yo necesité y en ese momento ella necesitaría muchísimo de mi...

Creo que trabajar con ancianos te dará una experiencia muy grata en tanto que puedes aprender para lo que se nos viene encima pues si la vida lo permite allá llegaremos... coincido también en que ellos sufren de una reducida atención...

Inténtalo, no te quedes a la expectativa...

Te mando un gran abrazo Toño... que post mas humano...

gabilulas said...

ya en trance de decidir, sin muchs vueltas, pienso que a los niños, lo dabemos, tienes mucho que mostrarles. No sé si más que a un anciano, aunque al final, igual y también verían al enorme ser humano que eres. Los niños, además, como tu pones, no te gustan, pero siempre te revelan algo. Tu dilema no es irresoluble. Tiene también que ver con el tiempo (de calidad, mamonamente agrego) que puedas dedicarles, en tiempo, obra y meditaciÓN. Suerte.
A lo mejor un dia, cuando salgas de tus encuentros cercanos, podrás, quedrás, platicar con alguien que ya no es lo primero y, espero, estar todavía lejos de lo segundo.
Un abrazo

Stultifer said...

Jamás me planteé ni trabajar con niños ni con ancianos. No tengo paciencia, ni motivación y sí mucha tristeza con sus enfermedades. hay que tener más valor que el que yo tengo para realizar ese trabajo.

gerapo trezoo said...

Por algo le abrieron las puertas a esa experiencia, pruebe y ya después decidirá a que sector dedicara su tiempo

Slds Lic. Fidalgo

Lucho said...

TNF25..
oiga y no se podrá mitad y mitad del tiempo que destinarás?
em ambos habrá vinculación emocional..
con los niños tendrás la parte de soñar despierto y con los grandes... la de historias reales que podrían dejarte igual de conocimiento.. aunque creo que un poco más de amargura..

que decisión más difícil!

tnf25 said...

Carlobito: pues si , se que de cualquiera podré ganar buenas experiencias, solo que de pronto pienso en que los ancianitos, pues ya están de salida y las “bajas” serian tal vez mas constantes, eso es lo que no se si estoy dispuesto a aguantar.

tnf25 said...

Gus Zuppa: pues razón tiene tu madre, son , en muchos sentidos muy parecidos…saludos.

tnf25 said...

Gabilulas: pues yo creo, que como dicen , es cosa de platicarlo bien platicado con la almohada. un saludo!

tnf25 said...

Stultifer: mas que valor, motivación…digo yo, un saludo.

tnf25 said...

Gereapo: el porque es lo que estoy tratando de descifrar aun..ejjeje, un saludo enorme.

tnf25 said...

Lucho: lo pensé, deja te digo, pero el desgaste emocional si seria al doble y eso no me gusta…

Memo pero no Orozco! said...

Verdaderamente dura la decisión, pero pues si tu fuerte y pasión esta con los niños tal vez sea mejor seguir así, pero si estas viendo la posibilidad de brindar apoyo y ser mas util en otro lado, viendolo tambien como una oportunidad de que otros tambien puedan disfrutar de lo que tienes para dar pues no estaria de mas seguir por el lado de los adultos mayores!!!

Saludos

bruja said...

Creo que llegué tarde jejeje. No sé si mi opinión aún será tomada en cuenta, de todas maneras va: Pienso que cuando Dios pone algo en tu camino es para que lo tomes, sobre todo si tu vocecita interna te dice que así lo hagas. Escucha tu voz interna, es lo que yo haría.

Además, trabajar con ancianos te ayudará con tu dificultad para manejar las pérdidas. Dices que el desgaste emocional será el doble, predisponiéndote a sufrir... ¿has pensado que no tiene porqué ser así?....

Espero te sirva de algo mi comentario.

fritzio said...

algo pasó con mi coentario a tu dilema
se perdiò en la blogòsfera, pero de que lo escribì, lo escribì
en fin
saludos

casacelis said...

Creo tnf25 que la verdadera "ayuda" que podamos proporcionar esta en donde màs falta haga y no tanto en donde nos sintamos mas a fines y afortunada o desafortunadamente puede ser esta ayuda en los dos grupos. En lo personal, el pensar en niños y estar con ellos me harìa inclinar hacia ellos sin embargo me cuestiono siempre lo terrible que debe ser el esperar (quizas) la muerte solo y sin nadie que me escuche, que me ayude o que me atienda, sin amor o afecto por ser mayor o tener alguna enfermedad.

A veces el amor oblativo, el que màs duele, es el que vale.

Abrazos!